Un Emporio de Encanto y Tradición en Zapallar

En el pintoresco corazón de Zapallar, se encuentra un lugar que cautiva los sentidos y deleita el alma: “El Olivo”. Este emporio, más que una tienda, es un verdadero tesoro que ofrece una amplia gama de regalos y productos cuidadosamente seleccionados. Desde delicatessen para la despensa hasta herramientas para el hogar y el jardín, “El Olivo” tiene algo especial para cada ocasión y gusto.

Lo que hace que “El Olivo” sea único no solo son sus productos, sino también su historia. Este emprendimiento familiar, fundado hace un año por Daniela Fabres, una talentosa artista floral, y su abuelo, el legendario “Tata” Juan Carlos Fabres, quien es reconocido como uno de los pioneros en la industria del aceite de oliva en Chile con su marca “Sol de Aculeo”. Esta combinación de experiencia y creatividad se refleja en cada rincón de la tienda, creando una atmósfera acogedora y llena de encanto.

Un espacio de encuentro y aprendizaje.

Además de ser un lugar para hacer compras, “El Olivo” es un espacio de encuentro y aprendizaje. Con charlas y degustaciones de productos, actividades recreativas y talleres de arte floral, el emporio no solo ofrece productos, sino también experiencias que enriquecen el alma y fortalecen los lazos comunitarios. Es un lugar donde la pasión por la calidad y la tradición se une con la innovación y la creatividad

“El Olivo” no es solo una tienda, es un destino imperdible para aquellos que buscan regalos únicos, productos de calidad y una experiencia auténtica. Con su combinación de historia familiar, variedad de productos y actividades emocionantes, este emporio es un verdadero tesoro en el corazón de Zapallar.

Post Relacionados